Y ME PILLÓ EL LOBO

Hospitales

Y por fin llegó la prueba.

Mañana nublada y de calor.

Sin mucho respeto por los que se quedan durmiendo unos diez o doce nos preparamos para subir.

De forma natural hay un grupo formado por Ruth y su perro pastor alemán Tiryon, Teresa y su gran mochila,David y Fran unos adolescentes alicantinos que hemos coincidido en algún albergue. Los tres que no sabemos de dónde son por ahí andan y la danesa y las polacas se toman con tranquilidad el desayuno.

Sigue leyendo “Y ME PILLÓ EL LOBO”